Amikacina

Antibiótico. Aminoglucósido semisintético derivado de la kanamicina con formulación exclusivamente parenteral y uso hospitalario, con un espectro antimicrobiano frente a bacterias Gram negativas (incluidas muchas resistentes a gentamicina y/o tobramicina), con alguna cobertura de bacterias Gram positivas (estafilococos principalmente, aunque muestra sinergia en combinación con antibióticos β-lactámicos frente a otros tipos de mcroorganismos Gram-positivos). Actúa mediante la interferencia de la síntesis proteica bacteriana.


USO CLÍNICO

     •Infecciones graves producidas por microorganismos gram negativos incluyendo: Pseudomonas, E. coli, y especies de Proteus, Providencia, Klebsiella, Enterobacter, Serratia y Acinetobacte, en niños>28 días (A). Entre las infecciones graves se incluyen: Endocarditis, sepsis, infecciones del tracto respiratorio, infecciones del sistema nervioso central (incluyendo meningitis), infecciones intra-abdominales, (incluyendo peritonitis), infecciones de la piel, huesos, tejidos blandos, articulaciones, infecciones en quemados, infecciones post-quirúrgicas (incluyendo cirugía post-vascular), infecciones complicadas y recidivantes del aparato urinario. Debe usarse en casos de microrganismos resistentes a aminoglucósidos de primera línea (gentamicina, tobramicina o kanamicina).

     •Infección producida por Mycobacterium tuberculosis en pacientes VIH positivos sensibles a amikacina) como fármaco antituberculoso de segunda línea. (E: off label).

     •Infección producida por micobacterias no tuberculosas. Usar siempre en asociación con otros medicamentos activos frente a micobacterias (E: off label).

DOSIS Y PAUTAS DE ADMINISTRACIÓN

Niños > 4 semanas-12 años: 15-20 mg/kg /día (dosis única o dividir en dos dosis/12h)

Niños >12 años: 15mg/kg/día cada 8-24h en dosis única o en dos dosis (7.5 mg/kg)/ 12h. Dosis máxima: 1,5 gramos/24h. En endocarditis y fiebre neutropénica: dos dosis/ dia.

Para ambos grupos de edad: dos dosis/día, en endocarditis y fiebre neutropénica.

(Dosis recomendada de acuerdo a la revisión de las fichas técnicas en Europa).

Infección por micobacterias: 15 mg/kg/día en dosis única.

Micobacterias no tuberculosas en politerapia: 15-30 mg/kg/día cada 12-24 horas. Máximo: 1,5 gramos/día).

Infección producida por Mycobacterium tuberculosis en pacientes VIH positivos: IM: 15-30 mg/kg/dosis una vez al día (máximo: 1000 mg/día).

Meningitis bacteriana (En la meningitis bacteriana no debería usarse en monoterapia. Asociar a otros antibacterianos). En estos casos, no podrá administrarse amikacina en dosis única diaria.

     • 0-7 días: 15-20 mg/kg/día IV cada 12 horas
     • 8-28 días: 30 mg/kg/día IV cada 8 horas
     • 28 días: 20-30 mg/kg/día IV cada 8 horas

Infecciones respiratorias causadas por Pseudomonas en pacientes con fibrosis quística: 10 mg/kg cada 8 horas (máximo 500 mg cada 8 horas)

* Dosis única diaria: En niños de 4 semanas de edad o mayores diagnosticados de bacteriemia, septicemia, infecciones del tracto respiratorio, infecciones complicadas del tracto urinario, infecciones intra-abdominales y en casos de neutropenia febril se puede administrar una dosis única diaria intravenosa de 20 mg/kg/día. No se dispone de información suficiente acerca de la utilización de una dosis diaria única en pacientes con afectación de otros órganos o sistemas.

Neonatos (E: off-label):

En neonatos, especialmente en prematuros considerar la administración en dosis única diaria. Asimismo en situaciones especiales como las cardiopatías congénitas cianosantes, la persistencia del conducto arterioso, la depresión perinatal o la hipoxia-asfixia intraparto.

Edad postmenstrual (semanas)
Edad postnatal (días)
Dosis(mg/kg)
Intervalo(h)
29
(o asfixia, DAP o tratamiento con indometacina)
0-7
18
48
8-28
15
36
≥29
15
24
30-34
0-7
18
36
≥8
15
24
35
todas
15
24

La duración del tratamiento debe ser de 7-10 días. Debe reconsiderarse el uso de amikacina en infecciones difíciles y complicadas que requieran un tratamiento superior a 10 días.

La perfusión debe hacerse en 30-60 minutos. En lactantes: 1-2 h.

Insuficiencia renal: En pacientes con CrCl <50 ml/minuto no se recomienda la administración de la dosis total diaria en una sola administración y se deben monitorizar las concentraciones séricas de amikacina (según apartado siguiente “monitorización”). Si no es posible la monitorización, se controlará la función renal (valores de creatinina) y la situación clínica del paciente, manteniendo intervalos amplios entre dosis cuando la situación lo requiera. De forma orientativa: CrCl 40-50 ml/minuto: dosis cada 12h; CrCl 20-40 ml/minuto: dosis cada 24 horas; CrCl <20 mL/minuto: dosis de carga y monitorización de niveles plasmáticos.

En pacientes hemodializados la posología de amikacina dependerá también de los niveles plasmáticos.

Insuficiencia hepática: no es necesario ajuste de dosis.

Monitorización de niveles plasmáticos: Niveles en pico (obtener 30 minutos tras la infusión endovenosa o 1 hora tras la administración intramuscular): infecciones con riesgo vital: 25-35 mcg/ml; infecciones graves: 20-25 mcg/ml; ITU: 15-20 mcg/ml. Niveles en valle (obtener 30 minutos antes de siguiente dosis): <8 mcg/ml; dosis tóxica: pico >35 mcg/ml; valle >10 mcg/ml.


ADMINISTRACIÓN

Los aminoglicósidos, como la amikacina, deben ser administrados de forma separada, cualquiera que sea su vía de administración, no debiendo ser físicamente premezclados con otros fármacos.

Administración intravenosa: preparación de soluciones: añadir a la dosis requerida un diluyente estéril (suero fisiológico 0.9%, glucosa al 5%, Ringer Lactato) de modo que se obtenga una concentración de 0,25-0,5 mg/ml (máxima 10mg/ml), aunque el volumen de diluyente dependerá de la cantidad tolerada por cada paciente. La infusión se realizará en un periodo de 1-2 h.

Administración intramuscular: inyección intramuscular profunda directa sin diluir.


CONTRAINDICACIONES

Alergia conocida a amikacina o a algún componente de la formulación. Pacientes con historial de hipersensibilidad o reacciones graves a aminoglucósidos por la posibilidad de reacciones cruzadas en esta clase de fármacos.


PRECAUCIONES

Usar con precaución en pacientes con: fallo renal (modificar dosis/intervalo), alteración de la función vestibular o auditiva, hipocalcemia o trastornos con depresión de la transmisión neuromuscular (ie: miastenia gravis, uso concomitante con anestésicos).

Riesgo de nefrotoxicidad (reversible) y ototoxicidad (auditiva bilateral y/o vestibular permanente). Esta última puede no manifestar síntomas durante el tratamiento y producirse pérdida auditiva una vez finalizado el mismo El riesgo es mayor en pacientes con insuficiencia renal, en aquellos que reciben altas dosis y los sometidos a una terapia prolongada, por lo que es necesaria la monitorización del paciente y el ajuste de dosis. Así mismo evitar uso concomitante con fármacos neuro/nefrotóxicos, como cefalosporinas, bacitracina, cisplatino, anfotericina B, paromomicina, viomicina, polimixina B, colistina u otros aminoglicósidos.

Vigilar signos de nefro y ototoxicidad:

     •Nefrotoxicidad: análisis de orina para detectar incrementos en la excreción de proteínas, la presencia de células o cilindros y la disminución de su densidad. Monitorizar nitrógeno ureico (BUN) y creatinina sérica o aclaramiento de creatinina. Si aparecen signos de irritación renal o evidencia de insuficiencia renal, debe incrementarse la hidratación del paciente y ajustar la dosis o el intervalo de dosificación.
     •Ototoxicidad: audiometrías seriadas, particularmente en pacientes de alto riesgo.

Evitar uso simultáneo de diuréticos potentes (ácido etacrínico o furosemida) ya que pueden producir ototoxicidad por sí mismos

Algunos preparados contienen metabisulfito sódico, un tipo de sulfito que puede producir reacciones alérgicas (manifestaciones anafilácticas o cuadros asmáticos) en individuos sensibles. La hipersensibilidad al sulfito se observa más frecuentemente en sujetos asmáticos que no asmáticos.

La utilización de amikacina puede dar lugar a un sobrecrecimiento de microorganismos no sensibles. Si esto ocurre debe instaurarse la terapia adecuada.

La amikacina puede aumentar el nivel plasmático de: transaminasas, fosfatasa alcalina, bilirrubina, creatinina y lactato deshidrogenasa, así como disminuir los de: sodio, potasio, magnesio y calcio

Los aminoglucósidos deben emplearse con precaución en prematuros y neonatos debido a la inmadurez renal de estos pacientes, que puede prolongar la semivida plasmática de estos fármacos. Por ello es necesario la realización de niveles plasmáticos en tratamiento mayores de 48 horas o en casos de infecciones graves o insuficiencia renal (adelantar la extracción a las 24 horas de tratamiento y ajustar intervalos según los mismos.


EFECTOS SECUNDARIOS:

No datos específicos en niños. Se describen sólo las frecuentes (1-10%) , muy frecuentes (> 10%) y/o de relevancia clínica, el resto consultar ficha técnica.

Sistema neurológico: ototoxicidad (pérdida de la audición en frecuencias altas y generalmente ocurre antes de que la pérdida de audición clínica pueda detectarse mediante pruebas audiométricas), entumecimiento, hormigueo, espasmos musculares y convulsiones.

Sistema renal: nefrotoxicidad (elevaciones de la creatinina sérica, albuminuria, presencia en la orina de cilindros, leucocitos o eritrocitos, azotemia y oliguria).

Generales: fiebre medicamentosa.

Otros: nauseas, vómitos, rash.

Intoxicación: los síntomas más característicos: aparición de sordera y/o alteraciones del equilibrio, insuficiencia renal y parálisis respiratoria. Tratamiento: Tratamiento de sostén. No usar diuréticos pues puede agravar la insuficiencia renal. Si bloqueo neuromuscular intenso, administración EV de sales de calcio, aunque puede ser precisa la ventilación mecánica. Tanto la hemodiálisis como la administración de carbenicilina o ticarcilina (12-20 g/día, EV, que inactivan "in vivo" a los aminoglucósidos) puede ayudar a eliminar el exceso de antibiótico de la sangre. También pueden reducirse los niveles de fármaco por medio de hemofiltración arteriovenosa continua. En neonatos puede considerarse la posibilidad de transfusión exsanguínea.


INTERACCIONES FARMACOLÓGICAS

     •Monitorizar estrechamente tratamiento con fármacos potencialmente nefrotóxicos: Anfotericina B, ciclosporina, cefalosporinas, clindamicina, indometacina, vancomicina:
     •Diuréticos del asa (ácido etacrínico, furosemida): potenciación de la ototoxicidad, con episodios de sordera, especialmente en pacientes con insuficiencia renal. Monitorizar tratamiento
     •Disminuye el efecto de cciertas vacunas: bacilo Calmette-Guérin (BCG) y de la vacuna oral para fiebre tifoidea. Evitar uso concomitante
     •Potenciación bloqueo neuromuscular y efecto miorrelajante de anestésicos, bloqueaantes neuromusculares, tranfusiones masivas de sangre citrada. Monitorizar tratamiento.
     •Indometacina: disminuye la eliminación renal de la amikacina (disminución del aclaramiento). Monitorizar
     •Carboxipenicilinas (piperacilina): inhibición del efecto antibiótico de ambos compuestos (en pacientes con insuficiencia renal) por formación de compuestos biológicamente inactivos. Evitar uso concomitante

DATOS FARMACÉUTICOS.

Lista de excipientes (evitar en caso de anafilaxia a dichos componentes). Metabisulfito sódico (E-223), citrato sódico, ácido sulfúrico (ajustador de pH) y agua para inyección.

Estabilidad. La amikacina diluida en cloruro sódico 0,9% o dextrosa al 5% es estable durante 24 horas a temperatura ambiente, a una concentración de 0,25 y 5 mg/ml.

Las soluciones así preparadas, pueden conservarse durante 60 días a 4º C y una vez a temperatura ambiente, pueden utilizarse durante 24 horas. A estas mismas concentraciones, las soluciones pueden mantenerse congeladas durante 30 días a -15ºC, y una vez descongeladas y almacenadas a 25º C, pueden utilizarse durante 24 horas.

Presentaciones comerciales. Las presentaciones disponibles en España pueden consultarse online en el Centro de Información de Medicamentos de la AEMPS (CIMA), http://www.aemps.gob.es/cima , y en http://pediamecum.es en el enlace Presentaciones correspondiente a cada ficha.


BIBLIOGRAFÍA

     •Mellado Peña et al. Documento de consenso de la Sociedad Española de Infectología Pediátrica sobre la tuberculosis resistente a fármacos. An Pediatr (Barc). 2009;71(5):447–45.
     •Amikacina (Date of Publication: 23/02/2010). Public Assessment Report for paediatric studies submitted in accordance with Article 45 of Regulation (EC) No1901/2006. Disponible en: http://www.hma.eu ; acceso 10-mayo-2012
     •Fichas técnicas del Centro de Información online de Medicamentos de la AEMPS – CIMA [base de datos en Internet]. Madrid, España: Agencia española de medicamentos y productos sanitarios (AEMPS) - [fecha de acceso 26 Junio 2012]. Disponible en:
https://sinaem4.agemed.es/consaem/fichasTecnicas.do?metodo=detalleForm
     •Micromedex Healthcare® Series [base de datos en Internet].Greenwood Village, Colorado: Thomson MICROMEDEX DRUGDEX® System. 1974-2012. Disponible en: http://www.thomsonhc.com/home/dispatch
     •Taketomo CK, Hodding JH, Kraus DM. Pediatric and Neonatal Dosage Handbook. 18th ed. American Pharmacists Association, editor. Hudson (OH): Lexi Comp; 2010.
     •British Medical Association, Royal Pharmaceutical Sociedy of Great Britain, Royal College of Paediatrics and Child Health and Neonatal and Paediatric Pharmacists Group. BNF for children 2010-11. Basingstoke (UK): BMJ Group, Pharmaceutical Press and RCPCH; 2011
     •L.F.Villa, editor. Medimecum, guía de terapia farmacológica. 16 edición. España: Adis; 2011.
     •UpToDate (Pediatric drug information). [base de datos en Internet]. Waltham, MA: Wolters Kluwer Health Clinical Solutions 2013 [fecha de acceso 28 Noviembre 2013]. Disponible en: www.uptodate.com
     •Neofax ®. A manual of drugs used in neonatal care 2013
     •Mensa J. Guía Terapéutica antimicrobiana. 20th edición. Molins del Rei, Barcelona, 2012.
     •Booth R. Pediatric drug dosage adjustments in patients with renal impairment of renal replacement therapies for use in the intensive care and renal units, 1st Edition. London (UK): Gt Ormond St Hospital for Children NHS Trust; 2011.

Fecha de actualización: Fecha.


La información disponible en cada una de las fichas del Pediamécum ha sido revisada por el Comité de Medicamentos de la Asociación Española de Pediatría y se sustenta en la bibliografía citada. Estas fichas no deben sustituir en ningún caso a las aprobadas para cada medicamento por la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS) o la Agencia Europea del Medicamento (EMA).

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideraremos que acepta su uso. Puede consultar nuestra política de cookies